mio madre

Mio madre nun sabía idiomes pero yera tan mimosa... dicíame que con enfotu pues algamar cualquier cosa. Mio madre nun sabía idiomes pero falaba a les freses, facía ensalada rusa y mil tortielles franceses. Mio madre nun sabía idiomes pues pisó poques escueles, ¡y facía un caldu gallego y unes coles de Bruseles...! Mio madre nun sabía idiomes, yera una madre estupenda, facía arroz a la cubana con salsa a la boloñesa. ...Primeros versos del poemario Mio madre, de Aurelio González Ovies, editado por Pintar -Pintar, abril 2010 (Edición en asturiano)

domingo, 1 de mayo de 2011

TARTA DE TURRÓN Y CREMA DE CACAO

Dedicada a todas las madres del mundo, a las que están con nosotros y a las que se fueron.
Día 1 de mayo, coinciden las festividades que ensalzan la labor de los trabajadores y la vocación amorosa de las madres. Mi sobrino quiere agradecer a la suya que le haya dado la vida y nos ponemos manos a la obra. Poco a poco vamos creando una tarta fiel a sus preferencias: le encantan el turrón y la crema de cacao que se zampa, si puede, directamente del bote, a cucharadas. La sonrisa final de su cara y la alegría de mi hermana al verla esta mañana merecen la ilusión con la que la elaboramos. Resultó muy rica y disfrutamos mucho. Por desgracia no podemos agasajar a nuestra madre con los detallinos que siempre, mientras estuvo con nosotros, le dimos. Queda nuestro recuerdo, nuestro orgullo de ser sus hijos y el cariño que estará en nuestros corazones toda nuestra vida, haciéndola renacer cada día, por siempre.


NECESITAMOS:

Así quedan los corazones hechos con el palillo sobre el chocolate.

Para las planchas de bizcocho:
  • 8 huevos
  • 6 yemas
  • 300 gramos de azúcar
  • 175 gramos de harina
  • 1 cucharada y media de levadura en polvo, tipo Royal
Preparación:

Calentamos el horno a 170º-180º

Mezclamos los huevos con las yemas y los batimos muy bien con el azúcar, hasta que quede como una crema de, aproximadamente, el doble de volumen.

Mezclamos la levadura con la harina y la tamizamos.

Incorporamos muy suavemente la harina a la crema de los huevos.

Ponemos en un molde redondo forrado con papel de horno en la base y engrasado y enharinado el contorno, la tercera parte del preparado.

Cocemos unos 12, 15 minutos.

Sacamos del horno y volcamos rápidamente sobre un papel de horno colocado en la mesa de trabajo, para seguidamente darle de nuevo la vuelta. De esta manera evitamos que se quede pegado al papel.

 Repetimos por dos veces, para conseguir tres planchas de bizcocho.

Detalle de las galletas que rodean la tarta.

Para el relleno de turrón:
  • 300 gramos de turrón blando
  • 300 gramos de nata
Elaboración.

En una picadora colocamos el turrón en trozos junto a la nata y trituramos hasta conseguir una crema espesa.

Para el almíbar:
  • 500 ml de agua
  • 250 gramos de azúcar
  • 1 palito de canela
  • la piel de medio limón.
Elaboración:

Ponemos a hervir todos los ingredientes juntos y separamos del fuego, dejamos hasta que esté templado y colamos bien antes de utilizar.

Para la crema de cacao:
  • 1 bote de crema de cacao
  • 150 gramos de avellanas tostadas y trituradas no muy finas
Elaboración:

Mezclamos bien las avellanas con la crema de cacao.


Se aprecian las capas del relleno.
Para el decorado:
  • 2oo gramos de chocolate de cobertura negro
  • 250 gramos de galletas de avellana,con cobertura de chocolate, de forma redonda o cualquier otra galleta que nos sirva para aplicar al contorno de la tarta y que su sabor se integre con los de la misma.
  • bolitas decorativas
ELABORACIÓN:

Colocamos un disco de bizcocho dentro de un aro y lo emborrachamos con la tercera parte del almíbar.

Ponemos sobre él la mitad del relleno de turrón.

Montamos otro disco y lo volvemos a emborrachar.

Rellenamos con la crema de cacao y avellana.

Tapamos con el último disco, emborrachamos y cubrimos con el resto de la crema de turrón.

Alisamos lo mejor que podamos con una espátula de silicona.

Quitamos el aro, calentamos al baño María el chocolate y esperamos que se temple.

Pegamos con chocolate las galletas alrededor de la tarta.

Decoramos con unos puntos alrededor, por arriba, dejando caer hacia abajo en los espacios que quedan entre las galletas.

Con ayuda de un palillo hacemos una raya en el centro de cada círculo de chocolate, uniendo uno con otro, sin levantarlo, de manera que nos queden formando corazones.

Espolvoreamos con las bolitas de colores.

Gracias a todas las madres por la generosidad de sus cuidados.

¡FELIZ DÍA Y QUE VOS APROVECHE!

2 comentarios:

  1. Seguro que se relame, Rubana, desde el primer día que colgaste la primer receta. Seguro que llega el dulzor arriba. ¡Qué buena pinta! Besinos

    ResponderEliminar