mio madre

Mio madre nun sabía idiomes pero yera tan mimosa... dicíame que con enfotu pues algamar cualquier cosa. Mio madre nun sabía idiomes pero falaba a les freses, facía ensalada rusa y mil tortielles franceses. Mio madre nun sabía idiomes pues pisó poques escueles, ¡y facía un caldu gallego y unes coles de Bruseles...! Mio madre nun sabía idiomes, yera una madre estupenda, facía arroz a la cubana con salsa a la boloñesa. ...Primeros versos del poemario Mio madre, de Aurelio González Ovies, editado por Pintar -Pintar, abril 2010 (Edición en asturiano)

miércoles, 13 de julio de 2011

CONEJO AL WHISKY-BRANDY

Acompañé con un salteado de verduras.
Receta muy sabrosa de conejo, lo preparaba mamá en nuestra niñez. Sencilla y baratina. Además muy saludable y ligera.

NECESITAMOS
  • 4 muslos de conejo, o un conejo partido en trozos grandes
  • 1 vaso, de los de vino, lleno hasta la mitad de whisky y el resto de brandy
  • aceite de oliva
  • especias al gusto (le puse orégano, ajo, perejil, albahaca y tomillo)
  • sal
  • harina para rebozar
Es importante respetar los tiempos de adobo, para potenciar los sabores.

ELABORACIÓN

El día anterior a la preparación adobamos el conejo a nuestro gusto, salamos y lo dejamos en la nevera bien tapado.

Limpiamos el conejo con papel de cocina,para quitarle las especias que se pegan en la carne..

En una sartén ponemos abundante aceite a calentar.

Pasamos los trozos de conejo por harina y los sacudimos bien para eliminar el exceso.

Los vamos dorando, dos trozos de cada vez, para que no cueza y quede de mal color.

Colocamos el conejo ya dorado en una olla con parte del aceite de freír, colado.

Echamos por arriba los alcoholes y, puesta la cacerola al fuego, los quemamos. Si tenemos campana extractora hay que apagarla. Si la mantenemos activa podemos provocar un incendio.

Cuando desaparezca la llama, añadimos el vaso lleno de agua.

Cerramos la olla y la mantenemos en cocción, si es la normal, 20 minutos desde que empiece a girar. De ser la rápida, 10 minutos desde que suba y añdiendo otro vaso más de agua.

Dorar la carne en aceite bien caliente, poco tiempo por cada lado y poca cantidad de carne de cada vez.

Apartamos del fuego y cuando esté para abrir, sacamos el conejo, con cuidado de no romperlo pues queda muy tierno, a una cazuela.

Si nos quedase mucho caldo, lo reducimos a fuego fuerte unos minutos.

Servir acompañado de patatas, verduras, puré, arroz...
La carne queda tierna y jugosa.

¡QUE APROVECHE!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada