mio madre

Mio madre nun sabía idiomes pero yera tan mimosa... dicíame que con enfotu pues algamar cualquier cosa. Mio madre nun sabía idiomes pero falaba a les freses, facía ensalada rusa y mil tortielles franceses. Mio madre nun sabía idiomes pues pisó poques escueles, ¡y facía un caldu gallego y unes coles de Bruseles...! Mio madre nun sabía idiomes, yera una madre estupenda, facía arroz a la cubana con salsa a la boloñesa. ...Primeros versos del poemario Mio madre, de Aurelio González Ovies, editado por Pintar -Pintar, abril 2010 (Edición en asturiano)

sábado, 15 de junio de 2013

EMPANADA DE CABELLO DE ÁNGEL, JAMÓN YORK Y QUESO


El jamón, después de horneado queda totalmente caramelizado con el azúcar del cabello de ángel.

Hoy, ni dulce ni salado, una mezcla de los dos sabores que se complementan muy bien. Estoy convencida de que os sorprenderá lo rica que queda esta empanada. Preparada con la masa para empanada de nuestra amiga Marita y con una confitura de calabaza de cabello de ángel que nos regaló nuestra prima María Jesús de su cosecha. Me parece una opción muy oportuna para estas cenas informales que celebramos a menudo durante el verano.

Aprovecho para dar las gracias a todos los médicos que aman su profesión y transmiten serenidad y confianza a sus pacientes. En estos tiempos que nos toca vivir, con tantos recortes e injusticias, se agradece de manera especial que conserven por encima de todo estos valores, la paciencia y la humanidad. Es una suerte poder contar con su apoyo incondicional.



                                                ROGATORIA DE VERANO

Un texto de A. G. Ovies, publicado en La Nueva España.





Que amaneciera nítido cuando quisiera. Que la bruma escampara por el norte. Que cantaran los pájaros, abundantes y libres, entre las copas amplias de las viejas higueras. Que se viera Llumeres, llena de juventud, con la mar muy echada, transparente y eterna. Que salieran y entraran las lanchas conocidas, con redes y con nasas, con cajones de peces brillantes y que el güinche sonara e impregnara la brea.



Y en los días larguísimos trajinarán humanos con sombreros y rastrillos dando vuelta a la hierba, merendando a la sombra, pisando balagares, ‘pradeando’ los prados y rozando las veras. O de animales mustios que tiran del arado, bajo el sol de la tarde, entre surcos recientes y patatas humildes que secan sobre tierra. Y se oyeran aquellos cantares que alegraban el eco y el espacio. Y empezara el maíz a espigar su verdor y su benevolencia.

                                                

Y todas las heridas fueran las de las zarzas que rasgaban la piel de aquella edad tan tierna. Todos nuestros pesares, no capturar cangrejos; todas nuestras caídas, la más punzante pena.



Que mis ojos miraran constantemente limpios. Que el mundo terminara donde acababa el rumbo de nuestras bicicletas. Y observar abejorros, vigilar los jilgueros, seguirlos con sigilo, y aguardar a la hora, junto al mismo bardal, que asomara su miedo la culebra. Que nunca fuera pronto para hacerse de noche, que jamás ya muy tarde para dejar los sueños ni perder la armonía de la inocencia. Que nos cubriera el tallo de espadañas y juncos, mientras los renacuajos no entraban en el bote y a la seis nos llamaran: ven a por la merienda.



Que cada día trajera una ilusión distinta que no costara nada y nos sumara fe a la existencia, un grillo, una travesía a nado, una visita, o una tabla rota que sirviera de techo a la caseta. Un corro, una gincana, una excursión, un fósil con helecho, un pulpo entre las algas o simplemente un árbol con un nido de pegas. Y crecieran los gatos de la última camada, maduraran los prunos y el acuoso apetito de las fresas. Y el olor a pintura inundara los barrios que pintaban sus casas al explotar agosto y reventar las fiestas.



Nada más pediría. Que orvallara y salieran al paso caracoles, babosas y lombrices y debajo de un tronco bulleran tijeretas. Y pararan aquellos forasteros con clase a preguntar si el coche llegaba hasta la arena. Nada más que decir adiós al autobús, adiós al helicóptero y adiós, ya para siempre, a las alas brillantes de tantas avionetas.



Para la confitura de cabello, necesitamos:

  • una calabaza de cabello de ángel que tenga al menos un año
  • el mismo peso en azúcar que pulpa escurrida 
  • la piel de un limón
  • una rama de canela

Se parte la calabaza en trozos grandes y se le quita las pepitas. Se sumerge en agua fría y se deja en remojo una noche. Al día siguiente se retira el agua, se escurre la calabaza, se quita el cascarón  y se pone en una pota cubierta de nuevo con agua. Se pone al fuego y se cuece unas horas. Se vuelve a escurrir la pulpa y se deja de nuevo en remojo con agua fría,  otra noche. Transcurrida, se vuelve a escurrir.
Se pesa la pulpa y se le pone el mismo peso con azúcar, la piel de limón y la rama de canela. Se  cubre de agua y se deja cocer, despacio, hasta conseguir la consistencia que nos guste. En casa nos gusta bien caramelizada.



Para la empanada, necesitamos:


  • masa de empanada de Marita
  • 300 gramos de jamón york
  • 300 gramos de queso cremoso
  • 500 gramos de confitura de cabello de ángel
  • un huevo para pincelar

Se hace de la misma manera que la anterior empanada, pero se rellena con una capa de jamón, otra de cabello y terminando con el queso.
Se tapa, decora y pinta de huevo. Cocemos igual  que la anterior. Se toma templada o fría.
¡¡¡¡A ver si vos presta!!!!

32 comentarios:

  1. quien pudiera pegarle un mordisco a esa pedazo de empanada!!!! vaya autentica delicia y rellena de cabello de angel!!!
    saludos

    ResponderEliminar
  2. Me encanta, las dos tienen que tener un sabor exquisito, y encima es que me voy a llevar un trozo de cada para probarlas.Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. La pinta de la empanada es estupenda y la mezcla de sabores, seguro que está muy buena, pero me han dicho que hay un señor que se llama Ángel, que se ha quedado calvo de repente. ¿no tendrás algo que ver? lo digo por lo del cabello.
    Besos
    Jorge.

    ResponderEliminar
  4. menuda empanada te ha quedado!!! y ya no sólo eso, es que está preciosa! madre mia perfecta la decoración es lo más, a mi siempre que las decoro me quedan raras jaja. Un besuco

    ResponderEliminar
  5. Una combinación ideal de sabores. Tiene que estar muy rica esta empanada.
    Gracias por visitar mi blog. Un beso

    ResponderEliminar
  6. Te ha quedado perfecta y preciosa, pero lo mejor lo deliciosa que tiene que estar. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
  7. Qué mezcla de sabores tan original y tan buena.
    El cabello de ángel hecho en casa no tiene nada que ver con el comprado, eso está claro. Está muchísimo más rico.
    Un besote, guapa. Espero que todo vaya bien, que esa referencia a los médicos me ha dejado pensativa.

    ResponderEliminar
  8. Menuda mezcla rica y suave, como me ha gustado pero es que "a mi asesor de imagen en el blog" osea, mi hermano Manolo jajajja le va a encantar.
    Besazos.

    ResponderEliminar
  9. Labidú, Gabriel Celaya, tiene un poema precioso, titulado... La Poesia Es Una Arma Cargada De Futuro....y creo que la humanidad si no lee poesia, mas pronto que tarde, ya no podremos ni pasear por ninguna alameda, ..........y de tu inmejorable empanada que decir,.....los dioses se darán un buen festín, .........saludos paco

    ResponderEliminar
  10. Que combinación de sabores tiene esta empanada... me parece buenísima... UN BESO!!

    ResponderEliminar
  11. Holaaa, hoy me he quedado tan ensimismada con la rogatoria de verano que casi me olvido de la receta. Es una empanada muy curiosa con esta mezcla dulce/salado, me encanta como todo lo que haces.
    Un besoooo

    ResponderEliminar
  12. Seguro que esta muy rica,tiene muy buena pinta.Yo antes hacia dulce de cabello pero ahora ya no tengo calabazas ,como me gusta mucho lo suelo comprar echo en el mercadona,me gusta en empanada pero lo pongo solo ,pero probaré esta tuya me gusta.
    Espero que todo vaya bien ,por lo que dices me parece que andáis de médicos.besinos

    ResponderEliminar
  13. Yo la he probado con cabello de ángel y jamón ibérico y es una combinación increíble.
    EL cabello de ángel no me he atrevido a hacerlo nunca, de momento se lo dejo a una hermana mía que le sale de maravilla
    bEsitos

    ResponderEliminar
  14. Me dejas con la boca abierta de cabello de angel si la hago muchas veces, pero con esa combinación ni se me acordaba, vaya que si la pruebooooo¡¡¡. besos

    ResponderEliminar
  15. Con lo que me gustan los contrastes dulce-salados, este me falta por probarlo. Una rica empanada totalmente casera, una cena perfecta y tres hurras por los médicos que hacen su trabajo a conciencia a pesar de los recortes.
    Besos.

    ResponderEliminar
  16. Si al placer de leer a A.G. Ovies, se puede unir el de degustar tan exquisita empanada, tendría que ser un momento de auténtica felicidad. Porque la felicidad, ¿no está en las pequeñas cosas?.
    El cabello de ángel hecho en casa, es una auténtica delicatessen, tal y como se aprecia en este estupendo paso a paso, e imaginándomelo con esos suaves ingredientes, y la deliciosa y crujiente empanada, tiene que ser una experiencia religiosa, como nos decía el Enrique Iglesias jajaja.

    Un besín.

    ResponderEliminar
  17. ¡Qué buena! me encantan las dos cosas, la empanada y el cabello de angel.
    Precisamente el viernes por la noche hablando con una amiga pediatra nos comentaba que ahora que empiezan los recortes empezaremos a valorar lo que era la seguridad social a tope, lo vamos a echar de menos...y se eliminan todas las subvenciones para la investigación de enfermedades...va a ser horrible...esperemos que hayamos tocado fondo ya.
    Un besazo
    Marialuisa

    ResponderEliminar
  18. Buenas noches Labidu,
    Desde luego que me presta. Ahora mismo me comería un trozo sin dudarlo. Me encanta la mezcla de dulce-salado.
    No sabía el proceso para hacer cabello de ángel y veo que tiene su historia y que hay que tener paciencia y tranquilidad para elaborarlo. Tomo nota.
    Un besote muy fuerte,
    Mar

    ResponderEliminar
  19. Pero bueno, esto si que es una delicia total, me encanta la combinación que has hecho...ideal, deliciosa y arrebatadoramente original!

    Besos.

    ResponderEliminar
  20. pues creo que si, que la combinación de lo salado del queso y el bacon con el dulce de la cidra me va a gustar segurisimo. gracias por compartirla con tod@s. Una cosa: cuando pones la calabaza la primera noche en remojo con el agua fría, vosotros no la metéis con agua de cal??????? yo no lo hago porque por aquí ya no encuentro en ningún sitio cal viva, pero recuerdo a mi abuela que siempre lo hacia pues según decía, salia mas tersa y dura, es simple curiosidad, por saber si es costumbre del sur o es así en todos sitios. el poema de Aurelio como siempre precioso. muakkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkkk. Ojala y los médicos siguieran siendo como los de antes, que venían dando un paseo a ver como te encontrabas aunque no lo necesitaras, ventajas de las zonas rurales donde todos nos conocíamos y eramos buenos vecinos, hoy en día ya ni te saludan al cruzar el rellano de la escalera (que pena de vecindad) con lo fácil que es decir: buenos días o noches ¿verdad?. besossssssssssss

    ResponderEliminar
  21. Chica esta combinacion de ingredietnes tiene que ser realmente deliciosa, me encanta los sabores mezclados. ´Besos

    ResponderEliminar
  22. M.J. ,la mezcla de los dos sabores tiene que ser deliciosa y si la acompañas con una masa tan rica ,el resultado es esa maravilla que nos ofreces
    Una empanada de lujo
    besinos

    ResponderEliminar
  23. Olá labidu,
    espero que estejas bem e que o tempo por aí esteja melhor que cá. Frio e chuva e quase a começar o verão.
    Adorei a tua empanada, ficou lindo o exterior!!
    Acho divino combinar o doce com o salgado. Fiquei curiosa com essa combinação. O doce de abóbora gila com o jamon e o queijo, mas apetece provar!!
    Um beijinho.

    ResponderEliminar
  24. Mi querida amiga, que delicia de empanada has preparado hoy. Imagino que esa combinación de sabores debe resultar estupenda. Cada vez que vengo a tu blog aprendo algo nuevo. Hoy me voy sabiendo que para hacer cabello de angel la calabaza debe tener como mínimo un año; supongo que será para que se noten más las hebras. Por cierto, te mandé un mini email. Cuando lo veas ya me dirás algo. Aprovecho para sumarme también a esa dedicatoria que haces a los médicos ( creo que también ellos están sufriendo los estragos de estos terribles recortes y que debe ser muy dificil hacer bien tu trabajo cuando no cuentas con los recursos necesarios para ello). Aunque también es cierto que es imposible tratar de una forma inadecuada a una familia tan maravillosa como la tuya. Miles de besicos.

    ResponderEliminar
  25. Me gusta tu empanada; y estoy segura que estaba buenisima ya que esa convinacion, es perfecta, yo la he hecho alguna vez, y nos ha gustado mucho.
    Besitos

    ResponderEliminar
  26. tiene un corte irresistible! me gusta la combinaciond e dulce y salaado, me la guardo! un besote

    ResponderEliminar
  27. Me encanta la mezcla de dulce y salado. Uy, cuánto me gustaría probar esta empanada.
    Besitos,
    Vero
    lacocinadevero.com

    ResponderEliminar
  28. MADRE VAYA EMPANADA HAS HECHO SE VE PRECIOSA Y RIQUÍSIMA POR LA COMBINACIÓN DE SABORES.BESOSS.

    ResponderEliminar
  29. una mezcla deliciosa!!me gusta el jamon con algo dulce ,pero no se me habia ocurrido con cabello de angel,tiene que estar muy rico
    besitos

    ResponderEliminar
  30. Acabo de conocer tu blog y me ha encantado, me quedo por aquí y de paso te invito a visitar el mio cuando quieras!! Besos!!
    http://lasrecetasdenessa.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar

  31. Hola,
    te envío el link a un concurso de cocina por si es de tu interés
    http://concursorecetas.esacua.com/

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias María, muy amable por tu parte. Besinos.

      Eliminar