mio madre

Mio madre nun sabía idiomes pero yera tan mimosa... dicíame que con enfotu pues algamar cualquier cosa. Mio madre nun sabía idiomes pero falaba a les freses, facía ensalada rusa y mil tortielles franceses. Mio madre nun sabía idiomes pues pisó poques escueles, ¡y facía un caldu gallego y unes coles de Bruseles...! Mio madre nun sabía idiomes, yera una madre estupenda, facía arroz a la cubana con salsa a la boloñesa. ...Primeros versos del poemario Mio madre, de Aurelio González Ovies, editado por Pintar -Pintar, abril 2010 (Edición en asturiano)

jueves, 27 de febrero de 2014

CASADIELLES DE TRUBIA, DE JUAN EL PANADERO

--
Muchas gracias a Bea y su familia, por la receta.
Hoy se celebra en nuestra región el día de les `comadres´, esa fiesta que, en un principio, no quería más que otorgar a las mujeres, al menos por una tarde o una noche, los mismos privilegios de los que gozaban los hombres durante todo el año. Aprovecho la ocasión para publicar estes casadielles que tengo preparadas desde hace tiempo. La receta que me facilitó Bea, es de su padre que regentó varios años una panadería familiar. Como no me comentó si la terminación era al horno o fritas, las preparé de las dos maneras.
Es una masa estupenda, estira lo que queramos y no se rompe, pero es importante dejarla en reposo de un día para otro.
Espero que las disfrutéis, lo mismo que todas las mujeres asturianas esas reuniones gozosas. Que tengáis un feliz encuentro.


CON MIS PROPIAS CADENAS

Con mis propias cadenas mallé la libertad. Siempre soñé acceder a sus 
soberanías. La libertad es frágil y voluble. Rotunda y encendida. Como las 
dolorosas amapolas que surgen de repente en un verso sonoro de Antonio 
Gamoneda. Hay en la libertad tardes muy desoladas, con pinares ausentes y 
cielos invernales. Y pájaros oscuros que gravitan y rondan la decepción antigua 
del poeta. Es endeble y vidriosa. Como la decepción que tocó Gloría un día en 
sus títeres de agua y en sus mundos de fieltro y en su piel de muchacha 
afrutada y enferma. 
La libertad que habito me aísla de los credos y las filantropías. Me libra de los 
garfios y de algún que otro adeudo. Y me obliga a ocultarme de la realidad, me 
somete a un estado de inquietud y belleza. Es parecida a un ático con la luz de 
un domingo entre la brisa. Me recuerda al amor. A sus ojos inquietos. Libertad 
joven, limpia. Semejante a su pelo y a su blusa en aquellas hermosas 
primaveras. Es breve en ocasiones, caprichosa y tenaz, como ola de océano, 
como Nervo y Sabines, como Rulfo de un faro, como nube en verano que veloz 
cruza el mundo y anuncia una tormenta. 
Y me tiende sus puentes hacia otros corazones. Hacia otros semejantes que 
aman la independencia. Que no firman contratos ni tramitan usuras ni se 
venden ni asienten ni se ensucian ni arriendan. Mi libertad me afloja las riendas 
que no acepta, pero son necesarias para la forma humana. Y me asiste y está 
siempre entera conmigo, por mucho que jamás se la advirtiera. Me permite 
cruzar por la literatura y arribar en parajes que aún no están en libros. 
Preguntarle a Cernuda qué sabe del olvido, cómo reconocerlo, desde dónde 
hasta cuándo se extienden sus dominios, con qué voto ahuyentar su 
inminencia. 
Mi libertad es mía. Como la piel y el tacto y la mirada. Es una libertad 
intercambiable, huraña. Me aleja de presbíteros y de los dictadores, sus 
catervas y tretas. Me envejece y me amolda a su extraño carácter. Pero me 
contamina con sus infinitudes de albedrío y firmeza. Me consiente sondear los 
deseos imposibles, rechazar sus antojos. Saborear el pecado. Ausentarme y 
seguir hacia mí mismo. Observar las medusas que surcan la Odisea. Abrazar el 
suicidio de Goytisolo y Sylvia. Su eternidad bordeada de espliego y de 
ciclámenes. Su pasión por la vida, su sed de inexistencia. 
© Aurelio González Ovies 
La Nueva España (19-2-2014) 


Para les casadielles, necesitamos:

  • 150 gramos de aceite, les puse de oliva
  • 300 gramos de vino
  • 3 yemas
  • 200 gramos de mantequilla
  • 1 sobre de levadura tipo Royal
  • 1 kilo, aproximadamente, de harina
  • sal
  • aceite para freír
  • azúcar para rebozar
  • huevo batido
Para el relleno:
  • 1 taza de nuez molida
  • media taza de azúcar
  • una copa de anís corriente
  • media copa de agua
Elaboración:
Colocar todos los ingredientes en un tazón, empezando por los sólidos y mezclar bien, dejar reposar, mejor de un día para otro.


En una fuente se mezcla el aceite, el vino y una cucharadina de sal. Se bate. A continuación se agrega la levadura, las yemas de una en una,
y la mantequilla diluida, templada, poco a poco,   sin dejar de remover. Se va agregando despacio la harina.
Hasta conseguir una masa que no se pegue a los dedos.Se hace una bola, expolvoreamos un plato con harina y colocamos la masa que taparemos con un paño ligeramente humedecido. Dejamos reposar en la nevera al menos 12 horas.
Pasadas éstas, extendemos la masa y la cortamos en pequeños cuadrados, yo me ayudé de una tapa para que me saliesen de la misma medida- colocamos una cucharadita del relleno, doblamos, pintamos con huevo batido y volvemos a doblar.
Presionamos con un tenedor en los bordes y sobre el doblez y les damos la vuelta. Ponemos abundante aceite en un cazo profundo y las freímos de pocas en pocas. Vamos colocándolas sobre papel de cocina.
Para las cocidas, pincelamos con huevo batido, colocamos en horno precalentado a 180º y las dejamos cocer, unos 15 minutos.
Las que teníamos fritas, las rebozamos en azúcar,  a las cocidas, las expolvoreamos con azúcar glass.

¡¡¡¡Y a disfrutarlas!!!!
¡¡¡Que vos presten y buen día de les comadres!!!

26 comentarios:

  1. Qué ricas estas casadielles ! La masa es parecida a las que suelo hacer , las de Mª Luisa y aunque al horno están buenísimas, como mas nos gustan es fritas , pero al igual que tu , según me de, las preparo de las dos formas.
    Nos esperan unos dias de dulces light jajaja....pero qué leñe, una vez al año no hace daño , asi que también estoy en ello. Ayer hice unos suspiros de griñispos, mañana haré frisuelinos y para el fin de semana casadielles , oe, oe, oe, oeeeeeee
    jajajaja......
    Esperemos que el dia acompañe porque con la que está cayendo ahora mismo......
    Feliz Antroxu mi niña . Besinos.

    ResponderEliminar
  2. Cuando las recetas vienen directamente de un panadero hay que tenerlas muy en cuenta. Madre mía, tienen una pinta estupenda! Besos ;)

    laurilla fondant

    ResponderEliminar
  3. Disfruta del día de las "comadres" mientras yo saboreo esta entrada tuya que me llena la boca de agua!
    Besotes

    ResponderEliminar
  4. Yo me decanto más por la opción al horno, no soy mucho de freir, pero tienen que estar ricos estos dulces.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. menuda delicia de casadielles!!! se ven ricas a mas no poder aunq son un peligro...no podras comer solo una...

    ResponderEliminar
  6. Feliz día de comadres amiga. Yo este año me toca casa, tengo al crio pachucho y no me va a prestar salir así, aunque se que queda en buenas manos. Mejor me pongo a hacer casadielles que así disfrutamos todos. Ya me están entrando ganas!!!!!!!!
    Besinos espero que todo vaya bien

    ResponderEliminar
  7. M.J. que casadielles mas buenas ese relleno de la nuez me encanta .
    Me alegro de verte poniendo racetinas
    besinos guapa

    ResponderEliminar
  8. no las he comido nunca, pero me han encantado!! a tí cómo te gustan más, fritas o al horno?

    ResponderEliminar
  9. Menos mal que eso ya es historia y ahora las mujeres gozamos de los mismos privilegios que los hombres o casi jjjjjjj.
    Respecto a tus dulcecitos lo mismo me dan fritos que al horno, de las dos maneras tienen una pinta estupenda y dan ganas de meterle mano desde aquí. çbesinos

    ResponderEliminar
  10. Como nos ponemos estos días con todas las cosas ricas que preparamos,yo hice las teresicas de crema y ya casi no quedan.
    Esta noche saldré con las amigas a cenar y pasar un rato agradable.besinos

    ResponderEliminar
  11. yo he probado uno parecidos pero con otro nombre, que ahora no me acuerdo, ese relleno está de muerte qué ricosss

    ResponderEliminar
  12. Me encantan las calas, la flor del pato, que bonitas son.
    Y esa tradición de la tarde de comadres, no sabes cuánto me gustaría compartir con algunas de las de allí arriba... sí lo sabes!
    Las Casadielles sensacionales, un buen bocado para compartir.
    Besazos.

    ResponderEliminar
  13. Me llevo la receta para ponerla en práctica, te quedaron fantásticas¡¡¡¡

    ResponderEliminar
  14. Entre mis pendientes tengo apuntada una receta de Casadielles porque me apetece probarlas, pero sé que no tengo perdón por no haberlas hecho ya.
    Han de estar buenas fritas y horneadas, aunque estas últimas serán algo más ligeras.
    Qué bonita foto la de los lirios blancos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  15. ¡Qué bonitas están ya las calas!, ¿verdad?
    Las casadiellas de lujo, como me gustan, seguro que están igual de buenas fritas que en el horno.
    Un besín.

    ResponderEliminar
  16. Que ganas le tengo yo a este dulce y me anoto este tuyo, aqui hoy tambien es una fiesta total, de las buenas, bikiños

    ResponderEliminar
  17. Madre mia que pinta más buena...!! guardame un par de casadielles jajajajaja, tienen que estar de muerte
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Que buenas eh?? Así me gustaria a mi, probarlas que las haga otro y catar una, porque son una perdición para mi. Menos mal que las hago poco.
    Besos

    ResponderEliminar
  19. ¡Cómo me gusta tu cocina, pero que cosa tan rica nos has hecho!. DELICIOSO. Besotes.

    ResponderEliminar
  20. Estas las hago seguro María Jesús, y ya me conoces, que cuando lo digo jajaja. Me encantan les casadielles, es uno de los postres más ricos que conozco, pero son muy entretenidas, de modo que si la masa dices que estira sin problema, hay que probar. Además tengo un montón de nuez picada que me la picó mi madre en estos días, de modo que creo que caerá en breve.
    Cuánto me alegra ver que la cocina se renueva M. Jesús. Ya sabes que para mi, llegar a este espacio, es siempre como llegar a una BUENA escuela de cocina.

    Un besín, y ¡¡feliz antroxu!!

    ResponderEliminar
  21. He dado un vistazo a tu blog y me ha encantado, me quedo por aquí si me lo permites. Te invito a que visites el mio http://madamenaroa.blogspot.com/, saludos desde Uruguay, Sudamerica

    ResponderEliminar
  22. No me tientes por favor!....huyo de los pasteles fritos porque me encantan!....se ve delicioso!!........Abrazotes, Marcela

    ResponderEliminar
  23. Gracias, gracias y mil veces gracias por pasar por mi cocina. Ojalá pronto tenga tiempo para acercarme a las vuestras, se que me estoy perdiendo cosinas riquísimas... Os mando muchos besinos.

    ResponderEliminar
  24. Que dulces tan ricos y que lirios tan preciosos.

    ResponderEliminar
  25. Te robo la receta . que nunca falla besinos guapa

    ResponderEliminar